• Sistema de Retiro

5 metas financieras indispensables


Al pensar en tus metas financieras para el futuro cercano, es fácil comenzar a soñar con las cosas maravillosas que esperas adquirir: unas bien merecidas vacaciones o tal vez esa tan esperada renovación de la casa. Pero, ¿qué hay de la tranquilidad financiera? Si bien las esperanzas y los sueños varían de una persona a otra, hay cinco grandes metas financieras que cualquier persona que busque bienestar financiero debe incluir en su lista:


  1. Maximiza de tu plan de retiro. La regla empírica dice que debes de haber ahorrado tu salario anual para la edad que cumplas 30 años; el doble de este para cuando cumplas 35 años; tres veces la cantidad para cuando cumpla 40 años, y así sucesivamente en periodos de cinco años. Si esto suena muy agresivo para ti, no te preocupes, siempre es mejor ahorra lo que tienes disponible a no ahorrar nada y nunca es demasiado tarde para aumentar tu tasa de ahorro. Una forma de ahorrar es aproveche al máximo la aportación del patrono.

  2. Construye un fondo de emergencia. Lo único cierto en la vida es que habrá momentos de incertidumbre. Sea que te alcancen las cuentas médicas, que haya una catástrofe en tu país de residencia o que tengas otros gastos no planeados, es importante planificar para el momento en que estos sucesos ocurran. Como regla general, es bueno mantener un fondo de emergencia que cubra de tres a seis meses de tus gastos de subsistencia en caso de que sea necesario para cumplir tus responsabilidades económicas en un momento no planificado.

  3. Pon tus asuntos financieros en orden. ¿Te ha pasado muchas veces que pones más planificación a tu fiesta de cumpleaños que al manejo de tus asuntos financiero en el caso que te ocurra algo? Sin duda hay planes que son más divertidos que otros sin embargo la planificación de la vejez y de la herencia son clave en una vida financiera saludable. Poner en orden sus asuntos financieros incluye designar a las personas adecuadas para que los manejen en caso de tu incapacidad o muerte. Aunque sea un tema del que no quieres hablar ahora, le quitará a tu familia y gran peso de encima. Los documentos necesarios incluyen poderes notariales duraderos, que designan a alguien para manejar tus asuntos diarios, y un testamento en vida o una directiva de atención médica para instruir a tu médico sobre lo que debe hacer si no puedes tomar decisiones médicas por ti mismo. No olvides informar a las personas escogidas para cada tarea de manejo de tu patrimonio.

  4. Date una fecha límite para saldar tus deudas. No te dejes convencer de que los pagos mínimos de cuentas y tarjetas de crédito serán suficientes para saldarlas. Fíjate una fecha límite para el pago y deshazte de ese interés que crece exponencialmente. En el internet encontrarás un sin número de calculadoras que te pueden ayudar a calcular cuánto tendrías que pagar cada mes para liquidar el saldo dentro de un año.

  5. Crea un presupuesto (y apégate a él). Si encuentras que tus gastos están fuera de control, puedes cambiar tu comportamiento de gastos creando un presupuesto por partida.


Recuerda el primer paso para alcanzar una meta es decidir lograrla. Trabaja con estas cinco metas financieras y comienza el camino hacia tu bienestar financiero.